JOSÉ MARÍA MANZANARES, PROTOTIPO DEL TORERO NUEVO, DEL TORERO ACTUAL.

 

José María Manzanares fue el triunfador de la Fiesta Taurina del pasado “San Lorenzo” de Huesca. Ayer tuvo lugar la ceremonia de entrega de los premios de las tres últimas ediciones de la mencionada Fiesta Taurina Oscense.

A José María Manzanares lo había visto torear en varias ocasiones, dos en este año 2009: Para “San Lorenzo” y para “El Pilar”, en Zaragoza. Sintetizaré en estas palabras la valoración que hago del diestro. Como torero, de una maestría excepcional (y es muy joven). Como persona (lo conocí ayer por la noche), permitaseme la expresión, un tío estupendo.  Hablamos mucho durante la cena. Demostró ser una persona sencilla, muy conocedor de la realidad y con un saber estar que sorprende.

Me parece oportuno hacer un relato del acto de entrega de premios y distinciones mencionado. Contar mis impresiones vividas en el Hotel Pedro I de Huesca. Pero esto será otro día, espero tener tiempo y que no haya nada que fruste mi decisión al respecto. Ahora lo que voy a hacer es repetir lo que dije de Manzanares en su intervención en la corrida del pasado 12 de agosto del presente año, en plenas Fiestas de San Lorenzo. Adelantando ya que todo lo que dije entonces lo ratifico ahora después de haberlo conocido personalmente y haber hablado sobre el hacer taurino.  Vaya pues el texto íntegro de lo que entonces dije:

“Manzanares hijo es un fenómeno. Al salir al ruedo se transforma: Mira con fuerza, pisa el albero con el mismo brío que el toro y despliega todo el ritual taurino. No duda un instante. Toreando se convierte en el símbolo de la energía pura. Es muy joven y muy profesional. Se le vislubra la fuerza y el futuro de un mito. Cuatro orejas [y una estocada de las que se ven muy pocas]. Algunos políticos lo tendrían que tomar como ejemplo de actitudes.”

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: