EN EL XXXI ANIVERSARIO DE LA CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA.

 

Debía comenzar. El salón de actos del Colegio Público San Vicente de Huesca estaba repleto de niños y niñas de 3º a 6º curso, ambos incluidos, de Enseñanza Primaria. Les acompañaban sus profesores y profesoras.

En el desayuno, mientras hablábamos amigablemente con varios componentes del Claustro del Centro, había esbozado someramente el guión de lo que iba a contarles a los niños y niñas del Colegio en este XXXI Aniversario de la Constitución Española. Hablar de la Constitución a los niños pequeños no es fácil. La Constitución trata de cuestiones muy complejas y siempre se corre el riesgo de al simplificarlas en exceso cometer errores conceptuales de gran envergadura.

Comenzaría con un recurso de evidente efectividad. Pregunté al conjunto de los alumnos: ” A ver, ¿quiénes de vosotros sois del Barcelona?, que levanten la mano”. Te lo imaginas, ¿verdad?, querido lector de este blog… La sala se plagó de un buen número de brazos alzados, acompañado todo el proceso de una considerable algarabía. Pasé a preguntar: ” ¿Y del Real Madrid?… que levanten la mano”. La algarabía y el entusiasmo se generalizaron. Dejé que la situación se prolongara por unos segundos para volver a interrogarlos sobre quién de los dos equipos ganaría la Liga. No hace falta que describa la situación, ante, me imagino, la sorpresa de los profesores al comenzar la charla de esta guisa.

Huesca. Explicando la Constitución (04.12.09)

Antes de que se me pudiera empezar a escapar la situación pedí silencio, cosa que conseguí con la ayuda inestimable de los profesores y profesoras acompañantes. Y entonces les describí al alumnado cómo habían reaccionado y cómo se habían comportado. Para pasar a establecer el símil con lo que les quería enseñar: Es decir, aproximarme de forma muy sencilla al concepto de Constitución. ” ¿Qué es una Constitución? “. Pues una especie de reglamento, de conjunto de normas,… a partir de las cuales se ha de basar nuestra convivencia. Como lo habían hecho ellos: Partiendo de posturas diferentes, exponerlas con convicción, con respeto a los demás, pacíficamente, es decir, democráticamente. Como se suele decir, una Constitución es una norma de normas. La Real Academia de la Lengua Española la define como sigue: “Ley fundamental de un Estado que define el régimen básico de los derechos y libertades de los ciudadanos y los poderes e instituciones de la organización política.”

Espero haber ayudado a esos niños y niñas a comprender qué es una Constitución. Pero no me podía quedar allí, si no que tenía que decirles algo más, y decidí hacerlo exponiendo alguno de los principios básicos del denominado Estado del Bienestar, obviamente comprendidos en la misma.

Y continué explicando: Una de las cosas que dice la Constitución es que todos los ciudadanos tienen derecho a la Educación, que todos los niños y niñas tienen derecho a tener un puesto escolar. ” ¿Sabéis que en la ciudad de Huesca todos los niños y niñas estáis escolarizados,  que todos tenéis un puesto escolar?. ¿Sabéis -añadí- que existe una Comisión encargada de vigilar que todos vayáis a la Escuela?.” Les dejé muy claro lo importante que es este derecho, derecho que está contenido en la Constitución. La Constitución obliga a las Instituciones a hacer el esfuerzo necesario para conseguirlo, o al menos para acercarse lo más posible al mismo.

Hice hincapié en el derecho a la atención sanitaria. Insistí en el carácter universal de la Sanidad Pública en España. Y les subrayé que son muchísimos los países que existen en el Mundo que no disponen de una atención sanitaria pública para todos. Les pregunté a los niños y niñas del Colegio San Vicente: ” ¿Sabéis quién es Obama?.” Atención: Todos, yo creo que sin excepción, contestaron al unísono: “Síiii…”. Pues bien, ahora el Presidente Barack Obama está intentando desarrollar en Estados Unidos de Norteamérica una asistencia sanitaria como la española. Y subrayé: “Como veis, no todo es mejor en otros lados, ni siquiera en los países más poderosos como el citado”. Para concluir en un esperado “este derecho también lo garantiza la Constitución Española”.

Y hablé del derecho al trabajo, a una vivienda digna, a las pensiones… Sobre las pensiones: Después de haber trabajado toda una vida, nos merecemos disponer de unos medios (en la mayoría de los casos, una pensión) para vivir la vejez con dignidad, (repito, vivir con dignidad), en paz y en democracia. Principios, todos éstos y algunos más, constituyentes del Estado del Bienestar.

La directora del Centro, María Carmen Galbán, me presentó como Senador. Me pidieron que les hablara a los alumnos y alumnas de la Constitución en mi condición de Senador. Una vez terminada la exposición vino el turno de las preguntas, para ser más exactos, la cascada de preguntas. Como comprenderás, querido lector de este blog, todas me las hicieron en mi condición de Alcalde. Fue muy agradable. No tengo que esforzarme en decir que estaba allí muy a gusto, con los alumnos y alumnas, hablándoles de la Constitución. Y por supuesto, con mis compañeros.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: