UN ÉXITO DE LA CIENCIA… Y DE LA SANIDAD PÚBLICA.

 

Andrés y Javier.

Andrés y Javier.

“Si lo hubiéramos tenido que hacer por la sanidad privada, no sé de dónde hubiéramos sacado el dinero. Nos hubiéramos entrampado hasta las cejas, pero nos habría resultado casi imposible. En la sanidad pública fue todo gratis”, cuenta, agradecido, Andrés padre. Soledad tiene las cifras en la cabeza: “Sólo la fecundación in vitro nos habría costado 18.000 euros; eso si hubiera salido a la primera, si no, hubieran sido otros 18.000 euros más. A parte el medicamento y la genética, buscar el que está sano…”, explica. Ella es ama de casa; él, camionero. “Yo he faltado muchos días al trabajo, han sido comprensivos, me podían haber echado. Se han portado muy bien”. En un sólo año tuvieron que ir 162 veces de Algeciras al Vírgen del Rocío, en Sevilla, unas dos horas de ida y otras dos de vuelta. “Teníamos que pedir permiso al Hospital para irnos de viaje”, dice Andrés, que ha gastado sus vacaciones en estar con su hijo en el Hospital. Ahora les encantaría pasar un fin de semana en cualquier sitio.

[CITA. Diario PÚBLICO. 20-03-2009].

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: